29.11.06

un mismo corazón


¿sabes? eres pequeña, sensible, preciosa, como el oro de tu pelo, como el oro de tu piel. muchos no lo saben pero eres fuerte como la palabra. descansarás sobre mi pecho débil para soñar. si cojes mi mano, te enseñaré rincones y laberintos, mares y desiertos, junglas y oasis. surcaremos las aguas turbias de la melancolía y nos erguiremos desde el acantilado de la belleza. fundaremos la primavera de la alegría con tu sonrisa. escribiré los cuadernos de luz de mil ciudades para ti. leeré a tu oído bellas historias sin final. vaya donde vaya vendrás conmigo porque compartimos un mismo corazón. sigamos de la mano a la vera del río de la vida. a ver qué nos enseña.

2 comentarios:

ainhoa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Nana dijo...

Coge mi mano, enséñame los rincones de cada laberinto, acorrálame en ellos, cuéntame, susúrrame....El camino es nuestro.
666 besos,
Nana